DIOS TE AMA Y ESTÁ EN TODO LO QUE VES....TOCAS.....Y SIENTES.

Buscar este blog

viernes, 23 de octubre de 2015

PENSAMIENTOS Y MENSAJES DE LA CALIDAD HUMANA Y QUE DIOS CALME TUS PASOS....CON IMÁGENES Y POWERPOINT.


En esta época todos hablan de calidad de productos, de calidad de procesos, calidad de servicios, calidad de sistemas...Muy poca gente habla de calidad humana, calidad de vida...Y sin ella, todo lo demás es apariencia, sin fundamento.
Hablar de calidad humana, es cuidar nuestros vínculos con los demás. Necesitamos rehacer nuestros queridos vínculos humanos. De nada sirve trabajar de sol a sol en un lugar donde no tenemos amigos y llegar cansados a un hogar en el que nadie se interesa en saber cómo nos fue.
¿Para qué trabajar tanto si nos sentimos solos? Es triste leer un libro y no tener a alguien con quien comentarlo, es doloroso sentirse preocupado y no contar con una persona a quien abrirle el corazón.
De nada vale estar al frente de una cancha de golf, de fútbol o frente a un juego de salón si no tenemos con quien disfrutar ese momento. ¿Para qué tener lo que no se puede compartir? Ni las cosas ni el dinero poseen valor intrínseco. El valor de lo material esta en su aplicación, en el servicio a alguien o la convivencia con alguien.
La belleza de tener está en compartir. La magia de luchar por una prosperidad económica, estriba, ni más ni menos, en poder ver sonreír a alguién a quién le damos el privilegio de disfrutar lo que ganamos.
Eso es parte de la naturaleza humana. Dar, convivir, amar, servir y ayudar. ¡HAZLO!
En muchas ocasiones estamos asustados; asustados de lo que tal vez no podemos hacer; asustados de lo que pensaría la gente si permitimos que nuestros miedos se interpongan en nuestros sueños. Decimos no, cuando queremos decir si. Murmuramos cuando queremos gritar, y después... después gritamos a quien no teníamos que hacerlo. ¿POR QUE?
Después de todo, cruzamos por esta vida una sola vez, no hay tiempo para tener miedo. Así qué intenta aquello que no has hecho, arriésgate, participa en ese concurso, presenta aquella poesía, ésta pintura, enfréntate como persona ganadora, también en lo cotidiano de la vida.
Baila, sonríe, habla en contra de lo que no te gusta, visita pueblos y ciudades que no conozcas, no te quedes con el abrazo contenido ni la risa escondida, cuida mucho de tu familia dile cuanto los amas, valora lo que tienes. DA GRACIAS A DIOS, NO LO OLVIDES.
El tiempo no regresa... 
No tienes nada que perder y todo... ¡TODO POR GANAR!.

PIDE A DIOS QUE CALME TUS PASOS...
Calma mis pasos, Señor...
Desacelera los latidos de mi corazón, calmando mi mente… Señor, tengo mucho ruido en el pensamiento...
Cambia mi ritmo de vida, dame el poder tener una visión del verdadero sentido de vivir...
En medio de las confusiones y turbulencias del día a día, dame la tranquilidad de las montañas...
Quita la tensión de mis músculos y nervios con la música refrescante de los ríos de agua viva que fluyen de tu presencia...
Ayudame a conocer el poder mágico y reparador del sueño ...
Enséñame el arte de tomar pequeños descansos: reducir mi ritmo para contemplar una flor, conversar con un amigo, acariciar a un niño, leer un poema, escuchar una música...


Calma mis pasos Señor, para que  yo pueda percibir en medio de la incesante labor  cotidiana, de los ruidos, luchas, alegrías, cotidiana, de los ruidos, luchas, alegrías, cansancios o desalientos...  Tu presencia que me dice: “No te dejaré ni te desampararé”...
Y sonreír para quienes me rodean y aprender a escuchar Tu voz... para que yo pueda entonar el cántico  de la esperanza,  e inspírame a enterrar mis raíces en el suelo  de los valores duraderos de la vida, para poder crecer hasta alcanzar la estatura que Tú has determinado para mí…
GRACIAS SEÑOR... Por el día de hoy, por la familia que me diste, por mis hermanos de la vida, (amistades) mi trabajo, y sobretodo  por Tu presencia en mi vida. Amén

jueves, 8 de octubre de 2015

CUANTAS VECES TE HAS PREGUNTADO...¿DIOS ME ESCUCHAS?...¿PADRE ESTÁS AHÍ?...DIOS HOY QUISIERA ESCUCHAR SU VOZ...


Quizás muchas veces ha pensado que Dios no está a su lado y hasta podría creer que Él se ha olvidado de usted ¿Padre esta ahí? ¿Dios me escucha? Estas posiblemente sean algunas de las tantas preguntas que en ese momento usted le haga a Dios. Tal vez usted al despertar cada mañana diga: “Dios hoy quisiera escuchar su voz”

¡Señor, cuánto quisiera sentir un abrazo de usted! Y probablemente Dios le diga: “como me lo has pedido será hecho”. Y en el momento de ir a su sitio de trabajo, o bien sea a la universidad, un niño se cruza en su camino, el cual tiene lágrimas en sus ojos y le dice extendiendo sus manos “ayúdeme, por favor, deme de comer; tengo mucha hambre”, y usted por ir de prisa le da tan sólo unas cuantas monedas.
Ya terminado el día usted vuelve a buscar la presencia de Dios e inclina su rostro en señal de reverencia y lo primero que le dice a Dios es ¡Dios, hoy tampoco escuché su voz! ¿Cómo será su rostro Señor? Y Dios seguramente le contestará “hoy me viste y también escuchaste mi voz” ¿por qué dices que no me has visto, ni has escuchado mi voz?...
 Si usted quiere sentir un abrazo de Dios, abrace a un niño, mírelo a los ojos y verá en esa mirada tierna el reflejo de nuestro Padre Celestial.

No maltrate a un niño, no lo humille, llámelo siempre por su nombre y quiéralo mucho. Hermano(a), lo exhorto a seguir el ejemplo de Jesucristo, él le placía estar con los niños, tanto era así que dijo en una oportunidad “dejad a los niños venir a mí, y no se lo impidáis; porque de los tales es el reino de Dios”, y culminó diciendo que si alguno quiere heredar el reino de Dios debe tener el corazón como el de un niño. Es decir, sin malicia.

 ¿Cuántas veces ha tenido la oportunidad de abrazar a Dios, de besarlo y de escuchar su voz, y no lo ha hecho? Filipenses 4:9 Lo que aprendisteis y recibisteis y oísteis y visteis en mí, esto haced; Y el Dios de paz estará con vosotros. “Un niño refleja la ternura de nuestro Padre Celestial”.
Les deseo una lluvia de bendiciones en sus vidas...

miércoles, 7 de octubre de 2015

HERMOSOS PENSAMIENTOS QUE TE INVITAN A REFLEXIONAR SOBRE DIOS Y LA FE...LA FALTA DE FE, LLEVA AL OCASO...


Alguna vez te has sentado por allí y de repente sientes deseos de hacer algo agradable por alguien a quien le tienes cariño?
ESE ES DIOS...
que te habla a través del Espíritu Santo. 

Alguna vez te has sentido tan cansado de todo, al grado de querer morir y de pronto un día sientes que tienes la suficiente fuerza para continuar?
ESE ES DIOS... 
que te cargó en sus brazos para darte descanso.
Alguna vez te has sentido derrotado y nadie parece estar alrededor tuyo para hablarte?
ESE ES DIOS... 
Él quiere hablar contigo .

Alguna vez has estado pensando en alguien a quien amas y no has visto por largo tiempo y la próxima cosa que pasa es verlo o recibir una llamada de esa persona?
ESE ES DIOS...

Alguna vez has recibido algo maravilloso que ni siquiera pediste?
ESE ES DIOS...
que conoce los secretos de tu corazón.
Alguna vez has estado en una situación problemática y no tenías indicios de cómo se iba a resolver y de pronto todo queda resuelto sin darte cuenta?
ESE ES DIOS...
que toma nuestros problemas en sus manos les da solución. 

Alguna vez has sentido una inmensa tristeza en el alma y al día siguiente la tristeza ha pasado?
ESE ES DIOS...
que te dio un abrazo de consuelo y te dijo palabras dulces. 

Alguna vez has sentido que tienes tantos problemas y las cosas ya se están saliendo de su cauce y de pronto un día todo está resuelto?
ESE ES DIOS...
que tomó todas las cosas y las puso en su lugar. 
La duda trajo el ocaso…

Cuentan que un alpinista, desesperado por conquistar una altísima montaña, inició su travesía después de años de preparación, pero quería la gloria sólo para él y subió sin compañeros.
Empezó la ascensión y se le fue haciendo tarde, y más tarde... y no se preparó para acampar... sino que decidió seguir subiendo, y oscureció.
La noche cayó con gran pesadez en la altura de la montaña; ya no se podía ver absolutamente nada. Todo era negro, ninguna visibilidad, y la luna y las estrellas estaban cubiertas por las nubes.
Escalando una pared, a sólo unos pocos metros de la cima, resbaló y se desplomó en el vacío a velocidad vertiginosa. El alpinista nada más podía ver veloces manchas oscuras... y la terrible sensación de ser succionado por la gravedad.
Seguía cayendo... y en esos angustiosos momentos, le pasaron por su mente todos los episodios buenos... y no tan buenos de su vida.
Pensaba en la cercanía de la muerte y, sin embargo, de repente, sintió el fortísimo tirón de la larga soga que lo amarraba a las clavijas clavadas en la roca de la montaña.
En ese momento de quietud, suspendido en el aire, no le ocurrió más que gritar:
¡¡¡ AYÚDAME DIOS MÍO!!!

De repente, una voz grave y profunda de los cielos le contestó: 
¿QUÉ QUIERES QUE HAGA?Sálvame Dios mío.
¿REALMENTE CREES QUE YO TE PUEDO SALVAR?
 Por supuesto Señor.
BIEN, ENTONCES CORTA LA CUERDA.
Hubo un momento de silencio; y el hombre se aferró más aún a la cuerda...
Cuenta el equipo de rescate, que al otro día encontraron a un alpinista colgando, muerto, congelado, agarradas sus manos fuertemente a la cuerda... A TAN SÓLO DOS METROS DEL SUELO.
¿Y tú? ... ¿qué tan aferrado estás a tu cuerda? ¿Te soltarías?

No debes decir ni pensar que Él te ha olvidado. Quizás tu lo has olvidado a Él, y no te das cuenta que a tu lado solo hay unas huellas, las de Él, porque te lleva en sus brazos para que tu... Descanses... recuerda... que Él, Te tiene siempre de su mano. 

Gracias por estar aquí y compartir.

Entradas populares

DISEÑOS CRISTIANOS


ARTES PARA EL REY
"/>